Fotos de ines sainz embarazada

La hija mayor de la conductora es toda una teen y cada día adquiere más parecido a uno de sus papás.

Inés Sainz no solo es una talentosa conductora deportiva, es además, una excelente esposa y madre de cuatro lindos hijos, dos niñas y dos niños; todo el tiempo está pendiente de sus pequeños, y aunque es muy reservada con su vida personal sabemos que su hija mayor María Inés es una adolescente encantadora.

La última foto pública de María Inés fue una que captaron las cámaras de Clase, en la segunda boda de Inés Sainz y Héctor Pérez Rojano, pues la pareja celebró 20 años de matrimonio con una ceremonia religiosa donde refrendaron sus votos. En la imagen María Ines luce casi idéntica a su guapa mamá, ya que comparten rasgos muy parecidos como los ojos, la nariz, la sonrisa y la facilidad de posar ante la cámara.

También puedes leer: ​FOTOS: Así fue la segunda boda de Inés Sainz

María Inés es una teen muy linda, quien llamó la atención de los seguidores de su mamá por su gran parecido, y por su debut en televisión haciendo cápsulas interactivas de su deporte favorito, el futbol americano. Mamá e hija comparten la pasión por los deportes.

A través de las redes sociales de Inés Sainz podemos ver cómo ha crecido María Inés. En esta foto la vemos acompañada de sus papás en un paseo dominical por el Pueblo Mágico San Cristóbal de las Casas, Chiapas. ¿A quién le encuentran mayor parecido?

María Inés nació cuando la conductora deportiva tenía 27 años, siete años después de su boda, pues en ese momento ella, quien se casó muy joven, quería seguir preparándose, sin embargo un día el destino decidió que naciera su primera hija y esa noticia fue fantástica para la pareja, pues descubrieron la bendición de convertirse en padres.

Inés Sainz es además mamá de tres hijos más; María Inés tiene 13 años, los cuates Eduardo y Héctor, de nueve; y la pequeña Maya, de cinco, pero fue su primera hija quien le enseñó cómo ser mamá y le mostró que no hay amor más grande e incondicional que el de una madre a sus hijos.

Además Inés ha aprendido de su hija cómo se va formando una persona, cómo desarrolla su propio estilo y personalidad, pues son muy unidas disfrutan mucho platicar, ser compañeras y ambas les gusta viajar, por lo que su mamá aprovecha sus viajes de trabajo para llevarla a su lado, y juntas andan de arriba para abajo.

María Inés e Inés tiene un “pinky day”, un día al mes donde mamá e hija se alejan del resto de la familia y disfrutan de su compañía, aprovechan para salir solas y hacer cosas que a las dos les gustan.